Punto menú Created with Sketch.

BBK invisible soledad

BBK 28 noviembre, 2019

BBK ha presentado hoy Invisible Soledad, un proyecto cuyo objetivo es sensibilizar a la sociedad sobre la poca atención que se le presta al problema tan grave como es la soledad no deseada en la que viven muchas personas mayores. Para ello, la entidad ha colocado una escultura hiperrealista que lleva por nombre La última persona fallecida en soledad en el Paseo del Arenal de Bilbao hecha a imagen y semejanza de Mercedes, una mujer de casi 89 años, afectada por esta problemática, para poner el foco no solo en el fallecimiento en soledad de los mayores, sino en el abandono social que en muchas ocasiones le precede.

Mercedes es una de las más de 106.000 personas mayores de 65 años que sufren las consecuencias de esta realidad en Euskadi, de las cuales 60.000 residen en Bizkaia. Según datos publicados en 2018 por el Instituto Nacional de Estadística (INE), en los últimos 6 años el número de hogares unipersonales conformados por personas mayores de 65 años ha crecido casi un 9,30%, siendo el dato actual el más alto registrado. En cuanto a la distribución por sexos, el INE señala que casi un 75,5 % del total son mujeres; 79.500 frente a 27.100 varones.

Este dato confirma la tendencia al alza que se registra en el Estado español, donde en el mismo periodo la cifra ha aumentado cerca de un 11,4%; y también a nivel global, donde el 16,6% de las personas mayores de 60 años viven solas, según la ONU. En la Unión Europea esta cifra aumenta, afectando al 31,1% de europeos de tercera edad. Según un estudio elaborado en 2018 por el Institute for Health Metrics and Evaluation (IHME) de Washington , de mantenerse la tendencia actual, España será el país más envejecido del mundo para 2050, superando incluso a Japón.

Tecnología y colaboración para luchar contra la soledad

Durante el acto, Xabier Sagredo Ormaza, presidente de BBK, ha afirmado que BBK lleva “más de 100 años comprometida con el desarrollo y la contribución a la sociedad vizcaína”, siendo la población mayor uno de los pilares de su Obra Social. Con Invisible Soledad, Sagredo ha destacado que “BBK quiere afrontar una realidad olvidada”, atreviéndose a “hablar de frente sobre el problema de la soledad y aportar soluciones concretas que permitan generar un cambio positivo sobre esta realidad que nos afecta a todos”.

Por su parte, Nora Sarasola, directora de la Obra Social BBK, ha explicado que la entidad pondrá en marcha varias iniciativas, como la creación de una red para la detección de personas aisladas, un observatorio de personas mayores de 80 años, la implantación de servicios de atención personalizada y de acompañamiento e incluso una escuela para la prevención de la soledad.

Entre ellas, destaca el proyecto BBK BEHARI, desarrollado junto a la asociación Agintzari, que se basa en el desarrollo de un sistema tecnológico que, gracias a la tecnología GIS y elementos de big-data, ofrecerá una base de datos geográfica de personas mayores que estará al servicio de los Servicios Sociales Municipales.  Por otro lado, el proyecto ERRO ETA ADAR, en colaboración con la Fundación Etorkintza, pretende “crear nuevos lazos intergeneracionales entre la población adulta-mayor y la población joven de Zorroza, fomentando su sentimiento de utilidad y autonomía, potenciando hábitos saludables e intercambiando conocimiento mutuo entre ambas generaciones para desterrar así los estereotipos de edad”, según ha explicado Sarasola.

Mercedes, el reflejo de una extensa realidad

Mercedes, la protagonista de la campaña, hace tiempo que vive en una situación de soledad no deseada y, por lo general, su único contacto social semanal es la atención que recibe de una voluntaria de Cáritas y la visita ocasional de algún sobrino. Ella representa a todas aquellas personas en situación de soledad no deseada, que han tenido una vida activa pero la vejez ha dificultado su autosuficiencia para salir a la calle.

“La soledad es lo más terrible que hay, algo que nunca te imaginas. Son tantas horas de estar encerrada en casa, que la soledad te come”, ha comentado Mercedes durante su intervención en la presentación de Invisible Soledad. “Antes tenía mi vida, pero ahora no tengo nada; no tengo vida. Se te van muriendo los amigos, se te va muriendo la familia y eso es terrible. Es como si estuvieras muerta en vida”, ha señalado.

Combatiendo un “miedo personal”

Rubén Orozco, reconocido escultor hiperrealista originario de Guadalajara (México) ha sido el autor escogido para la creación de la escultura. La obra, que lleva por nombre La última persona fallecida en soledad, es una réplica a tamaño real de Mercedes y representa, a través de su gesto y del reloj que lleva entre sus manos, el “inevitable paso del tiempo”, según ha afirmado Orozco. “No quiero imaginarme una vida sin poder hablar, tocar o ver a otra persona durante mucho tiempo. Por eso hago esta obra, para combatir un miedo personal”.

Orozco ha trabajado durante más de tres meses en replicar cada detalle de Mercedes. Expresa su creatividad a través de materiales como la resina, la silicona, la madera e incluso pelo humano. “Para hacer una escultura de una persona es necesario verle el alma. El arte hiperrealista es el arte más cercano a la conexión con una persona. Es poder ver, sentir y casi conectar con ella, aunque sea una escultura”, ha explicado.

Para el proceso de creación, Orozco analiza cerca de 500 fotografías de cada una de las personas que inmortaliza, no sólo para reflejar cada mínimo detalle, sino para ser capaz de reflejar su espíritu y personalidad. Entre sus obras destacan el Papa Francisco, Frida Kahlo, Grace Kelly o David Bowie. Normalmente sus obras nunca son a escala natural y suele trabajar escalas pequeñas o gigantes. Esta obra ha supuesto un nuevo reto para su arte.

La epidemia del Siglo XXI

Según la OMS, por primera vez en la historia, la mayor parte de la población tiene una esperanza de vida igual o superior a los 60 años. La población mundial de 60 años o más ascendía a 962 millones en 2017, más del doble que en 1980, cuando había 382 millones de personas mayores en todo el mundo. Se calcula que para 2050, la población mundial en esa franja de edad llegará a alcanzar la cifra de los 2000 millones, un aumento de 900 millones con respecto a 2015. La ampliación de la esperanza de vida ofrece oportunidades, pero también conlleva la aparición de problemas, algunos de ellos ocultos o invisibles como pueden ser el sentimiento de soledad.

La soledad aumenta el riesgo prematuro de muerte en un 50% según Universidad Brigham Young, Utah, y según estudios científicos, mata a más personas que el tabaco, el alcohol o la obesidad. Reino Unido ha sido el primer país en tomar medidas al respecto, llegando a crear un Ministerio de la Soledad en 2018, para lidiar con un peligro que azota a 9 millones de personas en el país (un 13,7% de la población) según Equity Release Council.

Mas actualidad
Apuntarse a la XXIX edición de la Subida al Pagasarri se convertirá en un sencillo gesto a favor del medio ambiente
Ya puedes comprobar aquí el resultado de tu solicitud para la becas Erasmus 2019
Abierto el plazo para tramitar la solicitud para tomar parte en el mercado de Santo Tomás.
Todos los eventos de nuestra